01
Ago
10

Todo por 1500 rupias: El efecto de la mariposa india sobre la commoditización

Algunos países emergentes han aprendido más rápido que otros acerca de cómo funciona el fenómeno de la commoditización de las tecnologías y sus límites. Tanto China como India, tanto la gran factoría de bienes tangibles como la gran proveedora de servicios, sobre todo, de líneas de código informático, saben mejor que los demás miembros de la comunidad de emergentes cómo funciona el sistema de fijación de precios a nivel mundial y demuestran cada vez más la capacidad para operar sobre esa realidad.

Ambos países han hecho crecer su middle class de manera impensable hace nada más que una década atrás. Aunque el consumo interno actual no les alcanza en lo más mínimo para hacer sostenible a largo plazo su elevada tasa de crecimiento de los últimos años, el mercado local se ha ampliado lo suficiente para dejar entrever qué ocurriría con los precios de ciertos bienes tangibles e intangibles si existiese en esos países una clase media mayoritaria.

Los BRICs, pero sobre todo India y China, experimentan a diario los límites de la commoditización. Cada vez que enfrentan el desafío de hacer masivo lo que solo es popular entre segmentos muy estrechos de su población, expanden con creciente eficacia las fronteras invisibles de la commoditización hasta dónde los precios mínimos de ciertas tecnologías les permiten avanzar.

Los países emergentes, ávidos de responder al reclamo de millones de personas que desean mejorar su calidad de vida y engrosar las filas de consumidores de los países avanzados, asumen que optimizar recursos en materia de difusión masiva de las TICs requiere esfuerzos en cuatro dimensiones:

1)      Introducir inteligencia “propia” en las máquinas, esto es tecnologías blandas, software, que la mayoría sino todos ellos han venido desarrollando para los países desarrollados. No sólo los BRICs, también Argentina, Nueva Zelanda y Paquistán, entre varios otros, son capaces de escribir código informático de alta performance a precios razonables.

2)      Detectar el hardware diseñado en el extranjero que puede ser reemplazado por una fabricación in housing y hasta introducir algo de “inteligencia de diseño” local para optimizar los recursos en función de su mercado y de sus consumidores (ver el modelo de INTEL en los proyectos de netbooks dónde el partner local puede customizar hasta un 49% de la máquina, según los acuerdos). Si bien China es quien más ha evolucionado en sus capacidades para hacerlo, desde que el “design by” trasladó el “made in” por doquier, desde que California le enseñó sus estrategias de creatividad a medio mundo, las capacidades de apropiación de los países emergentes ha superado cualquier expectativa de escenario futuro que podían tener los países más tecnológicamente desarrollados. Es verdad que China solo obtuvo 4 de sus Nobles desde 1957 y que India ganó la mitad de sus ocho premios antes de la independencia y Rusia 4 de los 23 desde que la URSS dejó de existir. De hecho, China registra anualmente apenas la cuarta parte de las patentes que registra Japón y el tercio de lo que registra EE.UU. Sin embargo, las patentes chinas crecieron casi 4 veces en 5 años, camino a tener un 8% del total de las patentes registradas, lo que la posiciona ya por arriba de varios países occidentales, incluso supera la creatividad alemana. Lo cierto es que nadie creía en que, si bien la inteligencia distribuida seguiría teniendo sus centros privilegiados, el mundo concreto se haría tan plano tan rápidamente.

3)      La educación superior y la investigación son dos condiciones básicas sin las cuales es imposible hacer sostenible el crecimiento de las clases media. La transferencia de conocimiento, la percolación de los saberes y la movilidad social están estrechamente relacionados. Si esas condiciones no se cumplen, no habrá ni investigadores para mejorar lo que todos ya saben copiar, ni mano de obra para producir con mayor valor agregado y calidad. 

4)      La matriz cultural “plural y democrática” ejerce un rol dominante entre las formas de convivencia que adoptan las sociedades para alcanzar niveles de cohesión social sustentables. Para muchas sociedades, el resultado de este proceso es, a la vez, cultural, religioso y políticamente disruptivo. Imaginemos este fenómeno en China, India o, aun más cerca, en Brasil. En términos de consumo, el resultado esperable es una clase media en expansión y, con el consecuente mercado local fortalecido, una espiral de los ciclos innovativo-productivos que se retroalimenta y hace que su economía sea sustentable porque es capaz de integrarse en el mercado global competitivamente.

En el promedio de las cuatro dimensiones, India es favorita. Cumple con 10 puntos la primera de ellas porque ya no tiene nada que demostrar acerca de sus capacidades de producir tecnologías blandas. Tiene un excelente promedio en la segunda. Sabe producir “en casa” y a gran escala, agregando valor, agrgando  inteligencia de diseño local. En la tercera, sin liderar, su crecimiento gracias a tres factores: i) los millones de emigrantes inmersos en economías altamente creativas en posiciones de creciente influencia; ii) el vector idiomático como principal puerta de acceso a un conocimiento que se produce y distribuye preferente y masivamente en inglés; iii) una tasa creciente de inversión en infraestructura básica y tecnológica en las escuelas y universidades. Y en cuanto a la cuarta, una matriz socio-cultural plural y políticamente democrática, es evidente que vive un proceso aletargado por milenarias prácticas de segmentación social cuyas fundaciones filosóficas son prácticamente inalcanzables para las capacidades de comprensión occidental, lo que la posiciona en un nivel menos destacado, aunque tampoco desaprueba. ¡Es la mayor democracia del mundo en términos poblacionales! No sabremos nunca qué hubiera ocurrido si antes no hubiese sido colonia. Pero por el momento, su democracia ya cumplió cinco décadas.

Algunos creen que las capacidades de estos países se sustenta todavía en los bajos costos salariales. Según esta línea de pensamiento, que se trate de TICs, cultivos o pantalones, la ecuación evidencia que los salarios son determinantes en su “competitividad”. Para otros es necesario asumir que, en materia de tecnologías duras, la incidencia del costo salarial por unidad producida es muy bajo. En mi opinión, en tecnologías blandas, la brecha de competitividad a favor de los emergentes es muy superior. India es desde hace más de tres décadas es el primer exportador (volumen de bits) del mundo de líneas de código informático. En cuanto a bienes tangibles, ya demostró que no es la Alemania comunista de la era soviética produciendo los Trabant, un automóvil barato, contaminante y de paupérrima performance. Es cuestión de ver las versiones actuales de los autos chinos para entender que la evolución que llevó tres décadas a las automotrices japonesas, solo le llevó una a la industria china o coreana, mucho más rápidas y flexibles a la hora de integrarse al mundo que lo fue la japonesa, sin embargo, mucho más avanzada tecnológicamente. Aprender y mejorar es un ciclo iterativo que los emergentes saben cómo optimizar mejor que los demás.

India es ya una gran potencia y, como tal, acomoda su clase media entre las poblaciones que consumen de todo y, especialmente, TICs. Durante 2010, se venderán 62 millones de PCs en India y las proyecciones afirman que las ventas anuales crecerán, al menos, hasta 2013 perforando el techo de los 100 millones al año. En el primer trimestre de 2010 respecto de igual período del año pasado, el crecimiento de ventas de netbooks fue de 72%. Una parte creciente de esa producción es india, la totalidad (100%) es asiática. Asia consume cada vez más exportando cada vez menos royalties. Asia reemplaza fabricación y diseño. Los países de Asia saben que las TICs, en sentido muy amplio, desde la mecatrónica hasta en la bioingeniería, son el motor de su próxima etapa de desarrollo. Las TICs aumentan el valor agregado de sus productos, son las TICs las que aumentan la competitividad de sus empresas, son las TICs las que posicionan sus universidades entre las mejores.

El gobierno de la India ha demostrado que tiene más que una intención acerca de producir bienes que sean asequibles para los segmentos de consumo medio y bajo, como parte de un plan de ensanchamiento de las clases media. El año pasado vimos cómo Tata, el gran conglomerado indio que crece en América Latina a pasos agigantados, era capaz de cumplir con sus promesas. Logró fabricar el vehículo automotor más económico del mundo. El Nano se produce con un precio final de dos mil dólares.  También sabemos que desde hace unos años, el balance global de la prensa gráfica (diarios) solo es positivo si se suman los resultados de la prensa gratuita y la aparición de nuevos títulos y el aumento de la tirada de los periódicos destinados a las clases media de los países emergentes. India va a la cabeza de ese fenómeno fruto, entre otros factores, de vivir bajo un régimen “democrático” que permite el surgimiento de nuevas empresas de medios y de nuevos medios impresos.

El fenómeno del saber-hacer globalizado ya no tiene límites. El teléfono móvil, la tecnología más exitosa de la historia en cuanto a rapidez de penetración social, ha demostrado que es posible pensar de otra forma, desde otro lugar, desde el servicio y no desde la tecnología. Así como el teléfono móvil ya está al alcance de una amplia mayoría de la población mundial, es hora de que las computadoras lleguen a todos o casi todos. La computadora portátil más barata del mundo ha sido diseñada y desarrollada por equipos de investigación de algunas de las principales instituciones universitarias de India. De lejos y de cerca se parece bastante al iPad y a otros ereaders, a los dispositivos que fueron diseñados por Apple, Sony y otros líderes y fabricados en China en millones de ejemplares.

Esta nueva TabletaPC fue diseñada con la mirada puesta en el sector educativo, como parte del programa gubernamental National Mission on Education through ICT (NMEICT), una ambiciosa iniciativa que tiene como objetivo, además, brindar conectividad a 25.000 colleges y 500 universidades y se asocia al National Programme on Technology Enhanced Learning (NPTEL), que reúne 500 sitios y portales educativos para promover el estudio con contenidos digitales. 

Según las fuentes consultadas, India ya invierte varios puntos de su presupuesto anual en educación, porcentaje que para algunos analistas empieza a ser competitivo con los países identificados como líderes en la materia, pero que solo será efectivo si es sostenible a largo plazo. Dos factores son determinantes: el potencial crecimiento sociodemográfico y la paupérrima infraestructura escolar. El primero implica incluir a millones de personas más cada año dado que el crecimiento sociodemográfico es más regulado por condiciones sociales y culturales que políticas, como es el caso de China. El segundo, la infraestructura escolar, se encuentra en un estado de partida francamente bajo: las escuelas primarias con baños comunes dentro del establecimiento es inferior al 70% y los que tienen baños separados (H-M) son apenas poco más de la mitad. Claro que las tasas de mejora son altísimas. Las primarias que tienen baños separados son el doble de hace 5 años. En el mismo período, la tasa de escuelas con acceso a agua potable aumento 10% y ya alcanza el 88%.

La realidad social de la India no cambiará tan rápido como sí puede hacerlo la tasa de penetración de las computadoras en las escuelas. Hoy, menos del 15% de los establecimientos primarios tienen computadoras bajo modalidades muy diferentes, como laboratorios fijos y móviles. Es esperable y probable que esa tasa se duplique en los próximos tres años, esto era el pronóstico antes de la llegada de Sakshat. La tabletPC a 35 dólares! puede cambiar muchas cosas más rápido de lo pensado y, sobre todo, mantener viva la idea de que es posible un salto disruptivo en favor de muchos lo que, finalmente, equivale a decir “en favor de todos”.


2 Responses to “Todo por 1500 rupias: El efecto de la mariposa india sobre la commoditización”



Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


Biblioteca

Ver el perfil de Roberto Igarza en LinkedIn
agosto 2010
L M X J V S D
« Jul   Nov »
 1
2345678
9101112131415
16171819202122
23242526272829
3031  

Acceso rápido a los contenidos


A %d blogueros les gusta esto: